¿A qué sabe el queso feta?

Queso feta: uno de los quesos más antiguos, y ‘a qué sabe el queso feta’ no es la nueva pregunta. Así que aquí estoy, mostrándoles la vista completa de este queso a través de este artículo. Descubre ¿A qué sabe el queso feta?

No se trata solo del sabor del queso feta; también se trata de su origen, cómo se elabora o varios aspectos interesantes de este queso. Entonces, ¿por qué no dedica unos minutos a aprender cosas nuevas?

Ahora, siéntese tranquilo y prepárese para mejorar sus conocimientos, especialmente sobre el queso feta.

A qué sabe el queso feta
A qué sabe el queso feta

TE PUEDE INTERESAR: ¿Se puede congelar el queso parmesano?

Contenidos de la página

Entonces, ¿cómo se puede describir el sabor del queso feta?

Es posible que haya probado el queso feta antes, pero ¿ha probado todas las versiones de este queso? Quiero decir, diferentes variedades de queso feta en varios países.

El verdadero queso feta es el griego, pero hay muchas otras versiones, como el feta francés, danés, americano, búlgaro, etc.

Y como se pueden preparar a partir de diferentes ingredientes de distintas formas, los sabores del feta son variados. Algunos son cremosos, algunos son salados o algunos son sabrosos.

Sin embargo, para el feta más auténtico, el feta griego, sentirá su sabor picante, salado y salado con un regusto a limón. En general, el gusto del destino griego es bastante agudo, lo que los hace destacar.

Por lo tanto, siga leyendo para obtener más información sobre cómo varía el sabor del queso feta y su otra información.

TE PUEDE INTERESAR: Cuáles son los diferentes tipos de queso

Domine sus conocimientos sobre el queso feta

No todo el mundo conoce este queso. Entonces, antes de aprender sobre el sabor del queso feta, lo mejor sería descubrir qué es el queso feta y su información básica, como su origen, sus otras características, cómo la gente lo usa en recetas de cocina, etc.

Ahora, comencemos esta publicación con los detalles del origen del queso feta.

La historia del queso feta

El queso tiene una historia muy larga. La gente cree que el queso se inventó en las zonas del Mediterráneo oriental hace 8.000 años.

El primer antepasado del feta fue de Grecia en la época de Homero. El cíclope Polifemo, hijo de Poseidón y Thoosa en la mitología griega, fue quien encontró este queso por accidente.

Dejó su leche de oveja en un recipiente hecho con el estómago de un animal, y cuando se dio cuenta, Cyclops Polifemo descubrió que su leche estaba cuajada pero aún sabía bien.

El término ‘feta’ surgió en el siglo XVII. Esta palabra significa literalmente ‘rebanar’ en italiano, y describe cómo las personas cortan el queso y lo guardan en los barriles o lo cortan en rodajas finas antes de servirlo.

TE PUEDE INTERESAR: Los mejores sustitutos del queso crema

Cómo se hace el queso feta

Tradicionalmente, el queso feta se elabora con leche de oveja o leche de oveja y cabra. Según la legislación de la Unión Europea, el queso feta debe contener un mínimo de 70% de leche de oveja y un máximo de 30% de leche de cabra. Y debe producirse en Grecia y en la prefectura de Lesbos .

Entonces, si encuentra queso feta hecho fuera de la UE o en los Estados Unidos, no es queso feta auténtico. Y algunos de ellos podrían estar hechos de leche de vaca.

Para hacer queso feta, tradicionalmente, la leche se somete al proceso de pasteurización, luego los cultivos vivos (como microorganismos) se agregan a la leche para aumentar el sabor agrio y de otro tipo.

La leche pasteurizada tiene que enfriarse a 95 grados F (alrededor de 35 grados C), luego la gente agregará cuajo y caseína para hacer que la leche cuaje.

También secan estas cuajadas de leche antes de cortarlas en bloques más pequeños y salarlas. Una vez que la salinidad alcance el 3%, los guardarán en toneles de madera (o mental) para infundir en unos días.

Cuando el queso esté listo para venderse, la gente lo cortará y lo guardará con su salmuera en un recipiente de plástico para alimentos, ya que el queso feta es más fácil de secar.

Sin embargo, es posible crear queso feta casero. Llevará mucho tiempo hacerlo, pero el proceso es bastante sencillo. Aquí tienes 10 pasos para hacer queso feta en casa.

Paso 1: Verter la leche en una olla grande y les calentar lentamente a 30ºC / 86º F

Paso 2: Agregue el cultivo y déjelo rehidratar en 5 minutos, luego revuelva bien la leche para mezclarlos todos. Después de eso, deje que la mezcla de leche permanezca a  30ºC / 86º F  durante 1 hora más en una olla cerrada.

Paso 3: agregue cloruro de calcio, cuajo y revuelva nuevamente en 1 minuto. Cierre la tapa y déjela reposar durante 1 hora más.

Paso 4: Pasado este tiempo, la leche empieza a formar cuajada. Use su dedo o la punta de un cuchillo para verificar la rotura limpia.

Paso 5: Use un corte de cuajada y un cuchillo para cortar la cuajada de leche en trozos más pequeños, vuelva a cerrar la tapa y espere 5 minutos más.

Paso 6: Use una cuchara para levantar la cuajada suavemente en unos 20 minutos.

Paso 7: Escurre la cuajada de leche con un paño limpio en 30 minutos.

Paso 8: Ahora, puede colocar la cuajada en una canasta más pequeña cubierta con un paño limpio también. Cierre la parte superior de su canasta doblando la tela. Luego use otra canasta para presionar la cuajada de leche y exprima el exceso de agua.

Paso 9: Use cualquier cosa que pese alrededor de 4.5 libras para presionar la cuajada, luego déjela allí durante 2 horas. Repite la misma técnica para el otro lado del queso.

Paso 10 : Después de un total de 4 horas de prensado, ahora puede poner su queso en salmuera. El pH de la salmuera debe oscilar entre 4,8 y 5,2. Guarde su queso en salmuera a temperatura ambiente dentro de 3 a 4 días antes de consumirlo.

Si quieres hacer queso feta en casa, esta guía detallada es lo que necesitas.

TE PUEDE INTERESAR: Los 7 mejores sustitutos del queso azul

Sabor del queso feta según sus tipos

Solo sabe qué hace el queso feta y sus tipos comunes; ahora, pasaré al tema más crítico de este artículo. Se trata del sabor del queso feta.

Sin embargo, existen varios tipos de queso feta de diferentes países; todos tienen otros perfiles de sabor. Algunos son picantes; algunos son salados. Así que consulte esta tabla para ver qué son y cómo saben.

Tipos de queso fetaGustoTextura
Feta griegoSabor fuerte con sabor picante, salado, salado y a limón.Textura fina, rica, cremosa y quebradiza.
Queso feta búlgaroVariado, pero este es el tipo más salado con un sabor a limón Tánger que el feta griegoFirme y cremosa
Feta francésMás suave y menos salado que el queso feta griego y búlgaro  Más cremoso y suave
Queso feta danésSabor suaveMás cremoso, suave y quebradizo
Feta australianoEn algún lugar entre la salinidad del queso feta griego y la cremosidad del queso feta danés.Pegajoso y cremoso
Feta israelíSabores picantes pero no demasiado salados Suaves y menos picantes que el queso feta griegoCremoso y húmedo
Feta americanoPicante y más suaveMás seco, desmenuzable y menos cremoso

Feta griego

Este tipo de queso más auténtico se elabora con leche de oveja (en su mayoría) o leche de oveja y cabra. Tiene un sabor picante, salado, salado y picante. También puede sentir un regusto ligero a limón después de un bocado de queso feta griego.

Tienen una textura fina, rica y cremosa que se puede desmenuzar fácilmente, lo que los hace ideales para agregar a su ensalada, salchichas, sopas, etc. De hecho, el feta griego hecho con leche de cabra es más desmenuzable que el tipo de oveja.

Veamos cómo una chef comparte sus pensamientos sobre el sabor del queso feta griego.

Queso feta búlgaro

El queso feta búlgaro se puede hacer con leche de oveja, cabra, vaca o una combinación de estos tipos de leche. Debido a la diferencia en la leche, el sabor de este queso es variado, pero en comparación con otras variedades de feta, este es el más salado.

También son más picantes que el queso feta griego, pero tienen un sabor a limón similar al de los griegos. Con una textura firme y cremosa, puedes cortarlos en rodajas y servir tu queso junto con condimentos o aceite de oliva.

TE PUEDE INTERESAR: Diferencias entre el queso Suizo y Provolone

Feta francés

Si tiene la oportunidad de viajar al suroeste de Francia, intente ver cómo hacen queso feta allí. Este queso está elaborado 100% con leche de oveja con un sabor más suave y menos salado que el feta griego y búlgaro.

También tienen una textura más cremosa y suave para combinar a la perfección con tus verduras asadas o untar este queso sobre pan.

Queso feta danés

El queso feta de origen danés se elabora con leche de vaca. Su sabor es suave pero hará que tus ensaladas o platos a la parrilla sean más sabrosos. Mediante el proceso de ultrafiltración, este queso feta es más cremoso, suave y de textura quebradiza.

Queso feta australiano

Este queso feta a menudo se hace con leche de vaca y se marina con hierbas y condimentos. Su sabor y textura son variados, pero en general, el sabor del feta australiano es el equilibrio entre la salinidad del feta griego y la cremosidad del feta danés.

Se venden principalmente en paquetes con aceite de oliva, lo que los hace más pegajosos y cremosos. Servidos con pan para la comida más disfrutada.

Feta israelí

Al igual que la versión auténtica, este queso se elabora principalmente con leche de oveja y se almacena en salmuera durante 1 mes antes de venderse. El queso feta israelí tiene sabores picantes pero no es demasiado salado. Y en comparación con el queso feta griego, el sabor de este tipo es más suave y menos picante.

Además, tienen una textura cremosa y húmeda, lo que las hace más adecuadas para cortar en rodajas que para desmenuzarlas.

Feta americano

La leche más popular que la gente usa para hacer este queso feta es la leche de vaca. Pero también puedes encontrar versiones de oveja y cabra. El queso feta americano es picante pero más suave con una textura menos cremosa, más seca y más desmenuzada.

Usos culinarios populares de este increíble queso y sus recetas de cocina

Hay muchas formas en las que puede comer queso feta, y aquí hay algunos ejemplos comunes:

  • Disfrute del queso con platos vegetales o vegetales como ensalada o fruta.
  • Úselos como aderezo para pizza, pasta o bruschetta
  • Unte el queso feta sobre el pan
  • Ideal para bocadillos, incluso a la plancha
  • Cocínalos con ingredientes carnosos.
  • El queso horneado con pimientos puede ser un buen entrante
  • Para hacer postres como muffins, tartas, etc.
  • Queso feta aplastado para hacer salsas

Y si todavía se está preguntando qué obra maestra puede hacer con queso feta, a continuación se muestran 4 platos icónicos pero sabrosos para que pruebe.

Dip de queso feta griego

Comencemos con la receta súper fácil con salsa. Esta es una salsa de queso feta griego que puede servir junto con papas fritas o rebanadas de pan.

Con menos de 5 minutos para preparar y mezclar todos los ingredientes, su salsa ahora está llena de texturas contrastantes con queso feta suave, terso y desmenuzado, tomates crujientes y pepino. Entonces, si eres demasiado perezoso para cocinar algo este fin de semana, prueba este plato.

Una preparación mínima y pocos ingredientes para hacer una salsa feta sabrosa son perfectos para disfrutar de su día.

Queso feta al horno con aceitunas y tomates

Si quieres añadir un aperitivo rápido y sencillo, esta idea es para ti. El queso feta al horno con aceitunas y tomates traerá tantos niveles de delicia y estimulará su hambre antes de llegar a la comida principal.

El queso feta, las aceitunas y los tomates son los ingredientes principales combinados con condimentos y hierbas para crear un plato de éxito para comenzar la fiesta. ¡Así que apresúrate! 

Ensalada Griega De Pepino

Esta receta sin cocinar es otro ejemplo para demostrar cómo el queso feta puede funcionar bien con varias verduras. Y te garantizo que el color vibrante de esta ensalada te encantará desde un primer vistazo.

Primero, preparará un aderezo en un tazón grande combinando vinagre, orégano, mostaza y aromas. Luego agregue otras verduras y queso y revuelva bien esta mezcla. Y eso es todo. Así es como se crea una obra de arte en el mundo de las ensaladas.

Tortellini de espinacas y queso feta

Es posible que la espinaca no sea su vegetal favorito. Pero si lo mezcla con queso y tortellini, puede cambiar de opinión.

De hecho, este plato de pasta es tan sabroso, sabroso y fácil que merece una medalla. Ni siquiera necesitas una hora en la cocina, ya que esta receta es bastante sencilla. Recuerde poner el fuego lento para evitar que las espinacas y los tomates se cocinen demasiado.

En solo 20 minutos, una pasta tibia y abundante con queso feta está lista para servir.

Lo que debe saber para elegir y almacenar queso feta

Si cree que comprar queso es simplemente ir a la tienda y elegir uno, lo pensará nuevamente después de leer esta parte.

Y la forma en que los almacena también afecta su vida útil. Por eso, te enseñaré cómo hacer que duren más tiempo en casa. Y lo que desea saber se muestra en las 2 secciones siguientes.

Los 5 mejores consejos para comprar el mejor queso feta

Hay mucho más que debes saber al comprar queso feta, ya que este queso tiene algunas características distintivas que debes considerar antes de tomar una decisión de compra. Y aquí hay 5 consejos sencillos para ello.

Consejo 1: Verifique el origen de la producción

Si. Debería ser de Grecia. El verdadero feta está reconocido por las Denominaciones de Origen Protegidas (DOP) de la Comisión Europea para calificar que este queso se elabora en Grecia y mediante técnicas tradicionales.

Puede encontrar numerosos quesos feta en el supermercado, pero es posible que solo esté en la etiqueta. Algunos de ellos no son originarios de Grecia, especialmente cuando no vives en Europa.

Consejo 2: compruebe los ingredientes

Los componentes del auténtico queso feta son solo leche de oveja (o leche de cabra), sal y cuajo. Entonces, si ve que el ingrediente del queso feta es la leche de vaca, este no es el feta griego auténtico. Es solo queso tipo feta que se elabora en los EE. UU.

De hecho, el queso feta de leche de vaca tiene una textura más seca, por lo que es más fácil desmenuzarlo. Aunque su sabor es suave, tiende a ser ácido y el regusto no es demasiado bueno. Además, puedes sentir que esta versión feta es bastante blanda y tiene un olor desagradable.

Consejo 3: elija bloques de queso en salmuera en lugar de desmenuzados

Sé que el queso desmenuzado puede ser más fácil de agregar a muchos platos, pero estos quesos también tienen celulosa en polvo y agentes antiaglomerantes en sus ingredientes. Además, la vida útil del queso feta desmenuzado es más corta que la de los bloques en salmuera.

Esta guía lo ayudará a comprender por qué no debe pagar por ningún queso feta previamente desmenuzado.

Consejo 4: compruebe el color y la textura del queso

Un buen queso feta debe tener un color blanco, no amarillo. Si el queso en bloque en salmuera es amarillo, implica que el queso se manipuló incorrectamente o se expuso al aire. Y el queso debe tener muchos agujeros pequeños en su superficie.

Consejo 5: elija queso de sabor natural

Puede encontrar que hay varios feta marinados o feta con hierbas secas. Pero si quieres probar el sabor exacto del queso feta, debes elegir los sencillos. Además, las hierbas en su queso también pueden acortar la vida útil del queso.

El mejor método para almacenar queso feta en casa

Cada alimento tiene una vida útil específica y el queso feta no es la excepción. Entonces, comprender cómo tratar su queso es esencial, especialmente sobre cómo lo va a almacenar. El almacenamiento adecuado da como resultado un tiempo de uso más prolongado.

Además del cuidado adecuado, su vida útil también se ve afectada por la forma en que se procesan o envasan. Puede comprobar la fecha de caducidad en la etiqueta. Pero en realidad, aún puede consumir su queso después de la fecha de caducidad unos días más, pero el sabor y la textura ya no son buenos.

Para mantener su queso fresco, no debe mantenerlo a temperatura ambiente. En cambio, la mejor forma de almacenarlo es en el frigorífico. Evite congelar el queso, ya que al descongelar su comida, esta textura se arruinará.

Como se mencionó anteriormente, el queso desmenuzado no puede durar mucho como el queso feta en forma de bloque, especialmente los que se venden en salmuera.

Solo puede guardar el queso desmenuzado sin abrir en el refrigerador hasta 7 días después de la fecha de caducidad. Para el queso en bloque con salmuera, puede almacenar el queso sin abrir hasta 4 semanas después de la fecha de caducidad.

Una vez que abra su paquete de queso feta, si no están en salmuera, su vida útil ideal en el refrigerador es de solo 1 semana . Pero los que vienen con salmuera durarán más, hasta 4 semanas .

TiposEn la nevera
Queso feta desmenuzado sin abrirFecha de caducidad + 7 días
Bloque de queso feta sin abrir (con salmuera)Fecha de caducidad + hasta 4 semanas
Queso feta abierto (sin salmuera)Hasta 7 dias
Queso feta abierto (con salmuera)Hasta 4 semanas

El método no óptimo pero que aún funciona es mantener el queso feta en el congelador. Podría durar alrededor de 6 meses para un paquete sin abrir con salmuera y alrededor de 2 meses para un queso abierto con salmuera.

En caso de que compre un bloque de queso feta sin salmuera, puede preparar esta solución de salmuera en casa ya que esta receta de salmuera es simple.

Todo lo que tienes que hacer es combinar 1/4 taza de sal con 3 tazas de agua fría . Luego, debe transferir su queso a un recipiente más grande, donde puede guardar tanto el queso como la salmuera. Asegúrese de que la solución cubra todo el bloque de queso. Cierre bien la tapa y guárdelos en el frigorífico.

También hay otras 2 formas de almacenar el queso feta en líquido. Puede conservar bien sus bloques de queso feta en aceite de oliva o leche. Solo tenga en cuenta que el líquido debe cubrir el queso.

Hay 3 formas fáciles y brillantes de conservar el queso feta con líquido.

Beneficios para la salud del consumo de queso feta que puede extrañar

El queso feta es bajo en calorías y grasas. También son uno de los quesos saludables llenos de vitaminas y minerales. Hay 4 posibles beneficios para la salud del queso feta:

  • Bueno para los huesos: el calcio del feta es más alto que el de otros quesos, lo que los convierte en una excelente fuente para mejorar los huesos y los dientes. Además, la combinación de fósforo y calcio en el feta es perfecta para prevenir la osteoporosis.
  • Bueno para la digestión: como alimento lácteo fermentado, el queso fete es famoso por sus propiedades probióticas. Ayudará a que su intestino funcione mejor y también mejorará su sistema inmunológico.
  • El queso feta contiene ácido graso bueno: este ácido se llama ácido linoleico conjugado (CLA) y puede considerarse un luchador contra el cáncer. Al consumir queso feta, puede reducir el riesgo de cáncer.

Y la investigación ha demostrado que las personas de Grecia tienen la tasa más baja de cáncer de mama con el nivel más alto de consumo de queso feta. Además, gracias a este ácido, puede ponerse en forma y reducir la grasa corporal.

  • Puede prevenir la diabetes: el alto contenido de calcio y proteínas en el queso feta puede regular bien el azúcar en la sangre, lo que reduce el riesgo de diabetes.

Preguntas frecuentes

¿Hay algo más sobre el queso feta que le venga a la mente? En caso afirmativo, estas 5 preguntas y respuestas frecuentes a continuación pueden ayudarlo a descubrir más sobre este queso especial. ¡Echale un vistazo!

¿Es 100% seguro comer queso feta?

Aunque la mayoría del queso feta se elabora con leche pasteurizada, algunos no lo son. Y las bacterias en los quesos no pasteurizados son un gran no-no para las mujeres embarazadas. Puede resultar en varias enfermedades peligrosas, abortos espontáneos o nacimiento prematuro.

¿Cómo es que el queso feta sabe (o huele) a vómito?

Muchas personas afirman que el queso feta sabe (y / o huele) a vómito. De hecho, es cierto. Y la razón de este olor es el ácido butírico que se encuentra en el queso feta.

¿Cómo saber si mi queso feta se echa a perder?

Primero, si ve algo de moho negro en su queso, debe tirarlo de inmediato. Con queso en salmuera, comprobar su color y textura. Si tiene un color más oscuro y es algo viscoso, este queso tampoco es seguro para comer.

¿El queso feta sabe bien en la pizza?

Por supuesto, el queso feta es uno de los ingredientes indispensables que puedes servir con pizza. Su sabor salado combina bien con el aceite de oliva y los sabores de hierbas en la pizza.

¿El queso feta tiene un sabor similar al queso azul?

El queso feta y el queso azul tienen ingredientes similares, ya que pueden elaborarse con leche de oveja, cabra o vaca. Su sabor principal es salado y picante. Sin embargo, el queso feta es más salado, mientras que el queso azul tiene un sabor más extraño.

¿Qué opinas sobre el sabor (u olor) del queso feta?

Si eres un verdadero fanático del queso feta, creo que este artículo puede ayudarte a completar los conocimientos sobre este fantástico queso. De hecho, el queso feta es tan versátil en la cocina que puede crear cualquier comida deliciosa en casa para su amada familia.

Por último, ¿te encanta este queso tanto como a mí?

Además de descubrir a qué sabe el queso feta, a continuación pudes ver más temas relacionados de solucionatuspreguntas.com relacionado con este artículo: